24 abr. 2009

Y qué distinto hubiera sido si me hubieras querido como yo.

No hay comentarios: