30 jun. 2016

El calor del pleno invierno

En el abrazo de un amigo, en un paseo con tu mejor amiga, en el abrazo de papá. En una comida caliente (que hace mucho nadie me hace). En la estufa mientras leés algo que te gusta. Ver a un nene sonreir. Cantar mientras limpias. O en la ducha. Caminar por la calle con una sonrisa de oreja a oreja. Dar al que lo necesita. Que una abuelita te sonria. Los mates de mis abuelas. Ver crecer a los que querés. Ir a visitar al que no ves hace mucho. Un submarino caliente en la cama. Pan calentito. Salir a la calle disfrazada de oso polar. Dormir hasta las diez.
Amar. Amar lo que hace menos frio al invierno, lo que da calor. Lo que aleja la frialdad de corazón, ese hielo de la muerte interior.
Amo. Amo el calor del pleno invierno.

No hay comentarios: